miércoles , septiembre 23 2020
Home / Confesiones desde una Apple Store

Confesiones desde una Apple Store

A pesar de la conocida obsesión de Apple por el hermetismo, la revista Popular Mechanics ha obtenido el relato de un anónimo empleado que detalla la experiencia de trabajar en una Apple Store. Muchas vivencias son comunes a todos los dependientes que trabajan en cualquier tienda de cara al público, como tener que aguantar a clientes auténticamente maleducados, pero hay algunosdetalles interesantes sobre lo que significa ser parte de la infantería de vanguardia de Apple.

Lo primero que me ha llamado la atención es que el vendedor comenta que aunque suelen ser permisivos con cosas como la puntualidad de los empleados, la forma más rápida de ser despedido es hablar con la prensa. ¿Seguirá siendo empleado de Apple o le habrán pillado?

El bien conocido afán de secretismo que reina en Cupertino también está presente en sus tiendas. Los empleadosno saben nada sobre futuros lanzamientos, y se enteran a la vez que el resto de nosotros, viendo las famosas keynotes. Aunque los clientes les preguntan con frecuencia sobre la próxima versión del iPhone o del iPad está terminantemente prohibido hasta especular sobre los rumores que corren, imagino que para evitar que se pueda confundir la opinión de un empleado con los planes de la empresa. El sujeto de la entrevista confiesa que no quiereni mirar las noticias de tecnología para que no se le escape ningún comentario. Es preferible mantenerse en la ignorancia, cosa que sería un suplicio para muchos de nosotros, ¿verdad?

También parece existir una cierta reverencia a la manzana. Además de ver las keynotes en la tienda -o permitir que te vayas a casa a verla-, a veces la compañía puede parecer una secta. El soplón asegura que como parte de su formación les dan panfletos que dicen cosas como -parafraseando- “Apple es nuestra alma, nuestra gente es nuestra alma”“Nuestro objetivo es proporcionar grandeza tecnológica”. O sesiones de formación en las que enseñan a los empleados cómo trabajar su personalidad, según sean más o menos extrovertidos. Eso sí, cuando llegan los “turnos de locura” para atender un nuevo lanzamiento también se preocupan de que a pesar de las interminables horas los dependientes estén bien hidratados y alimentados, y se comenta que en la tienda de la 5ª Avenida de Nueva York llegaron a contratar un masajista para un lanzamiento.

A los dependientes es lógico que se les pida que al realizar una venta le sugieran al cliente productos adicionales como AppleCare y MobileMe. Sorprendentemente el primero se vende con facilidad porque la gente lo considera una buena inversión, mientras el segundo no tiene ningún éxito a pesar de ser bastante más barato que la extensión de garantía. ¿Y qué pasa si tus ventas están por debajo de los objetivos? Pues lógicamente toca reunión con los jefes para intentar mejorar. El ambiente es bastante competitivo y se fomenta la ambición de los empleados con la meta de llegar al Genius Bar, el olimpo de los mejores.

Te puede interesar

Las mejores mamás de los videojuegos

El día de las madres puede variar un poco dependiendo en qué parte del mundo …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *